¿FELIZ DÍA?

Te lo desea Google, es el anhelo de tus amigos y Gerardo Sofovich se murió. ¿Qué más falta para que este día sea realmente feliz?

1) QUE NO NOS MATEN

Cada 35 horas, en promedio, hay un femicidio en la República Argentina. O sea, más o menos uno por día. No hay una estadística oficial y el Observatorio que hace el laburo más serio se basa en notas periodísticas, que claramente no reflejan absolutamente cada uno de los casos. De todas maneras, al menos se ha desterrado el uso de latiguillo crímenes pasionales para referirse a los femicidios, como si la pasión pudiera justificar la violencia.

2) GANAR LO MISMO POR EL MISMO TRABAJO

Patricia Arquette incluyó este pedido en su discurso de aceptación del Oscar ante los aplausos de Meryl Streep y J.Lo. La fregó un poco después con sus comentarios post discurso del tipo “el movimiento gay y el de civil rights tienen que acompañarnos como nosotros acompañamos a ellos”, pero más allá de eso, está hablando de la situación del país más poderoso del mundo, así que ¡imaginate en Bangladesh o Vietnam! Según una encuesta realizada por la Organización Internacional del Trabajo, sólo tenemos que esperar uno o dos siglos antes de lograr la paridad de sueldos. Repito, cien o doscientos años. El sondeo se llevó a cabo en 1.300 empresas de 39 países más información de talleres de trabajo de las cinco regiones del mundo y data recogida durante los últimos 20 años. No llegan al 5% las presidentas de las entidades de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), que nuclea 1.542 organizaciones. El 98% del poder económico en el país está en manos de hombres a pesar de que el 40% de la fuerza laboral sea femenina.

Bad Barbie vía Facebook 'the photography MARIEL/CLAYTON'
Bad Barbie
vía Facebook ‘the photography MARIEL/CLAYTON’

3) QUE SE CUMPLA EL FALLO DE LA CORTE SUPREMA SOBRE ABORTO NO PUNIBLE (y que eventualmente se despenalice del todo)

Nos esperanzamos recientemente con las declaraciones del nuevo Ministro de Salud y las de la jefa de la bancada del Frente para la Victoria, pero la ilusión no es suficiente para esta deuda de la democracia, por más lejos que sea vea gracias a un tal Francisco. Más allá de eso, es necesario que se cumpla con la legislación vigente  y que en casos de peligro de vida o de salud (mental o física) de la mujer, de violación o un embarazo producto del “atentado al pudor sobre una mujer idiota o demente” no se judicialicen los casos.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto:
close-alt close collapse comment ellipsis expand gallery heart lock menu next pinned previous reply search share star